Gus

Gus llegó a nosotros hace 7 años, cuando solamente tenía unos meses gracias a la protectora. Acababamos de perder otro perrín y él lleno ese vacio.
A pesar de ser un perro que venía de estar enjaulado para ser presa de entrenamientos de peleas ilegales no tenía ningún resentimiento al ser humano, desde el primer día fue cariñoso y confiado.

A pesar de no ser muy amigo de otros machos desde el año pasado, los reyes magos le trajeron desde otra protectora, por casualidad, un nuevo hermano a la familia, que desde el momento 0 le brindó tooooda su paciencia y le enseño todo como un buen hermano mayor.
Gracias por darle a Gus una familia!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s